Cuando cambiar la correa de distribucion

El sistema de distribución es indispensable para que tu coche pueda moverse, siendo uno de los más importantes que encontrarás. Si necesitas repuestos para reparar tu coche, entonces te aseguro que: tudesguace, es siempre la mejor opción que podrás tener, y con el cual disfrutarás siempre de los mayores beneficios.

En todos los casos, es indispensable tener en cuenta que, existen ciertos momentos para hacer el cambio de la correa de distribución. Hoy te los traigo en este post, para que puedas tener siempre el mayor rendimiento en tu coche, por lo cual te recomiendo seguir leyendo.

Momentos para hacer el cambio

Siempre será mejor llevar el coche a un taller mecánico para hacer el cambio de la correa de distribución. Especialmente porque es una de las reparaciones más difíciles de hacer en tu coche, y debes hacerla siempre que:

Se alcance el kilometraje

La correa de distribución es una pieza que tiene una durabilidad aproximada de 100.000 kilómetros. Por lo tanto, este es el kilometraje en el cual se debe hacer el cambio de la correa, para que tu coche siga funcionando de manera adecuada.

No se recomienda conducir un coche que tenga una correa de distribución desgastada, porque si esta se llega a romper puede causar averías graves o incluso irreparables a tu motor.

Se averíe por fugas

Las fugas en tu motor suelen tener consecuencias graves, en especial si están cerca de la correa de distribución. Si esta recibe líquidos como aceite o líquido refrigerante, se comenzará a averiar de manera prematura.

En todos los casos, debes tener presente que, se deben reparar primero las fugas, y luego hacer un cambio prematuro de la correa de distribución en el caso de ser necesario. En ningún caso se recomienda conducir con una correa de distribución averiada, puesto que no podrás tener un coche que funcione correctamente.

Se pierda la tensión

Esta es una correa que debe tener siempre una tensión adecuada, y en el caso de que se afloje, debe sustituirse de manera prematura. Por lo tanto, siempre que se hacen reparaciones cerca de la correa de distribución se debe tener especial cuidado de no aflojarla.

Si se llega a dar el caso de que la correa se ha aflojado, entonces debes tener en cuenta que tendrás que reemplazarla. Esto debido a que, esta correa no recupera su tensión una vez que se afloja, así que, la única solución es cambiarla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *